Las nueve musas
mussolini
Portada » Factores psicosociales en el adoctrinamiento político

Factores psicosociales en el adoctrinamiento político

Únicamente como soledad, como desgajamiento, percibe el primitivo su persona singular. Lo individual y cuanto en lo individual se funda le produce terror… lo firme y seguro se halla en la colectividad

José Ortega y Gasset

El adoctrinamiento político ha sido ejercido por las cúpulas de poder desde la remota antigüedad de la aldea. Consiste en la transmisión al individuo y a la masa de una forma de pensar y actuar congruente con el liderazgo que lo rige.

Según definiciones, el origen etimológico de la palabra “adoctrinamiento” es la inoculación intencional de una doctrina dada, pero lo cierto es, que toda estructura de poder gubernamental transmite, de modo intencional o espontáneo, influencia doctrinaria con fines de control masivo.

al final del arcoírisEl pilar fundamental del adoctrinamiento político es la modificación de actitudes de los individuos en un sentido favorable al gobierno, siendo determinantes dentro de ello esquemas de pensamiento, sentimientos, valores morales, motivaciones.

Si bien el adoctrinamiento, en gobiernos consecuentes con la libre autonomía, es insuflado espontáneamente por el dinamismo y estructura del sistema, en los regímenes autocráticos, totalitarios, es diferente. En estos últimos, principalmente en el siglo XX, la influencia doctrinaria es intencionalmente diseñada y dirigida estrictamente para lograr el sometimiento absoluto de la ciudadanía. Refinados métodos de influencia masiva se han erigido dentro del fascismo, comunismo, o llamados “revolucionarios”, con el secreto fin de crear las condiciones psicosociales para la manipulación tiránica de la población.

En países totalitarios el adoctrinamiento supone imposición dogmática, obviando cualquier forma de pensar no congruente con la enarbolada por el régimen. Bajo estas premisas las oligarquías en estos gobiernos conducen a las masas hacia acciones insólitas, irracionales, criminales. Lanzan engañosamente a la población a dantescos sacrificios, penurias aniquiladoras, y todo ungido de lirismo en la inmolación por el líder.

Maximiliano Robespierre ejerció una poderosa influencia que le permitió enviar a la guillotina a supuestos enemigos de la República, bajo el aplauso del pueblo parisino y el terror de la mayoría de los diputados. Hitler asesinaba a millones de judíos con la aprobación del pueblo alemán. Stalin en su delirio demoníaco regó de sangre la tierra rusa mientras era temido y aplaudido por muchos. Castro asesinaba de manera engañosa y oculta mientras la población seguía creyendo en esa falaz tiranía; aún creen algunos. Los musulmanes se inmolan en actos suicidas con fines terroristas por decisión propia.

En el transcurrir de los últimos tiempos la oligarquía en países totalitarios ha transmitido su doctrina por medio de diferentes canales, oratoria, sistemas educacionales, propaganda gráfica y escrita. Sin embargo, el adoctrinamiento no se puede lograr por la mera intención de un liderazgo unidireccional y dictatorial por mucho carisma, confianza, capacidad y representatividad que posea ante ella. Eso sería contemplar la sociedad de manera mecanicista y obviar la personalidad individual. La imposición doctrinaria es posible solo bajo determinadas condiciones económicas, sociales y psicológicas.

StalinA continuación se enumeran algunos de los factores que en lo social hacen posible la eficacia del adoctrinamiento político:

  • Creación de un paradigma a seguir

La primera tarea es lograr el favor de la población.

Nicolás Maquiavelo

Es imprescindible, en primer lugar, crear un paradigma político, o sea, un sistema orgánico de creencias que explique y encauce el comportamiento individual dentro del orden establecido por la oligarquía. Todos han contado con una filosofía e ideología que justifica las acciones del régimen, e incluso aprobada alborozadamente por la ciudadanía; entre las que han resultado escritas se encuentran Manifiesto Comunista, Mein Kampf, Libro Rojo del presidente Mao.

En Cuba también ha predominado un sistema de creencias dirigidas al mismo fin por más de medio siglo, pero en forma inestable e indefinida, más aun después de caer el Muro de Berlín, donde no atinan encontrar sobre qué base asentar su identidad política.

Se requiere también del sentido idealista y sublime de ese paradigma, un contenido romántico que apele a aspectos sensibles, como patria, pobreza, explotación, revancha, entre otros muchos. Es decir, una pasión que sirva de punto de partida para exacerbación emocional de las masas. En eso se han diferenciado los regímenes comunistas de Cuba o URSS de los de Europa del Este, en donde la tiranía fue netamente impuesta, no surgió por medio de revolución. Por añadidura, esa entrega a un ideal le ha dado fuerza a los terroristas islámicos.

Otra de las condiciones requeridas es la concordancia entre el discurso del líder y las motivaciones insatisfechas de la ciudadanía. Las necesidades frustradas, como pobreza, saqueo de riquezas, orgullo patrio herido, o simplemente aumento de beneficios en países prósperos, es terreno fértil para que el líder utilice esos argumentos con interés populista.

Mao Zedong

  • Conocimiento del estado de opinión

El sabio maestro no comienza por redactar leyes buenas en sí mismas, sin examinar primero si el pueblo al cual están destinadas puede realmente soportarlas.

Juan Jacobo Rousseau.

El control, dirección e influencia sobre la ciudadanía, no puede llevarse a cabo eficazmente si no se posee cúmulo suficiente de información sobre opiniones, actitudes y conductas. Este conocimiento marca el rumbo a seguir, y de acuerdo a las circunstancias, conlleva andamiaje y canales estables para esta labor.

  • Creación de héroes y mártires

El pueblo, por su parte, cuando advierte que no puede defenderse ante los grandes, acrecienta el prestigio de cualquiera de los suyos para, con su autoridad, sentirse defendido.

Nicolás Maquiavelo.

El manejo de héroes y mártires cobra especial importancia para el manejo de la masa. Por ello la cúpula autocrática crea estos falsos personajes, por una parte tratando de inspirar romanticismo, y por otra intentando que su supuesta obra coadyuve a solidificar el poder. 

Franco

  • Concentración de poder

El camino significa inducir al pueblo a que tenga el mismo objetivo que sus dirigentes.

Sun Tzu

La concentración de poder es imprescindible para ejercer el control absoluto de las diversas variables que pueden poner en peligro la autoridad.

  • Enemigo externo

Utiliza la cólera para confundirlos.

Sun Tzu

Todo gobierno totalitario necesita la creación de un enemigo externo al cual utilizar como “chivo expiatorio”, culpable de fracasos y promesas incumplidas por el régimen. De este modo se encauza la ira de las masas, causada por sus frustraciones, y aumenta la cohesión en torno al líder, porque es quien se enfrenta a ese enemigo común.

  • Influencia propagandística

Los hombres se dejan persuadir mucho más por las cosas presentes, que por las pasadas y cuando hallan el bien en las presentes gozan de él y no buscan nada más…

Nicolás Maquiavelo

Lenguaje panfletario. La oratoria del líder autocrático, ante sus seguidores, usa lenguaje panfletario, con palabras “mágicas” de la propaganda, consignas que tocan la sensibilidad y despiertan pasiones, como es muy común en las tiranías de Irak, Irán, Cuba o Venezuela, y en el pasado, en discursos de Lenin, Mao, Stalin, Hitler o de Mussolini. Se incluye utilización de slogans y consignas, los cuales llegan a ejercer un efecto sintetizador, y de sostén en la mente, hasta establecerse como axioma.

Además, se transmite el mensaje exhaustivamente abarcador y generalizado, presentando la devoción hacia el régimen y su oligarquía como el sentir de la masa; por ejemplo “todos con Fidel” en Cuba.

El mensaje doctrinario debe ser festinadamente presente en retratos públicos, estatuas, mensajes en vallas, repetición compulsiva de consignas, y en cuanto canal de comunicación llegue a la población con el fin de grabar la doctrina en la mente de lo individuos.

Concentración masiva. La cercanía física entre los seguidores, unidos en masiva reunión, facilita circulación de criterios, sentimientos, necesidades, opiniones, lo cual es catalizado por el contagio emocional. Bajo esas condiciones se crea un éxtasis que implica mayor cohesión en torno líder como centro pasional, un bloque monolítico en torno a este. Por consiguiente, aumenta la sugestibilidad de la masa, haciéndola más manejable.

Transmisión constante y reiterada. Esta es una condición imprescindible para el adoctrinamiento. Las masas deben recibir insistentemente, una y otra vez, la influencia doctrinaria. No importa que su contenido honre la verdad o no, lo importante es repetirlo constantemente. De ese modo, quienes no lo escucharon o no quisieron escucharlo, reciben su contenido indirectamente, a través de los medios masivos de comunicación, o redes interpersonales, de “boca en boca”. Incluso algunos, en su búsqueda esperanzada preguntan y no saben que de ese modo están recibiendo inconscientemente el mensaje gubernamental.

hitler

  • Sesgo de información

Hay millones de facetas de la verdad, pero una sola verdad.

Hermann Hesse

Ninguna influencia doctrinaria seria efectiva si se permite a la masa la recepción de información incongruente con el discurso oficial. En ese caso se está propiciando la reflexión individual. Las tiranías necesitan bloquear todo mensaje opuesto al régimen, para de ese modo tener obnubilada la población, careciendo de patrones de referencia que enriquezcan su capacidad de pensar.

  • Manifestaciones masivas en las calles

Abriga un sentimiento de omnipotencia. La noción de lo imposible no existe para el individuo que forma parte de una multitud.

Sigmund Freud.

La participación en estas manifestaciones consolida paulatinamente la fusión del individuo al grupo, la devoción al líder, y a la doctrina que lo sustenta. A través de mecanismos psicológicos como el instinto gregario y el proceso de Conformismo social, queda progresivamente homogenizado al grupo participante en ese evento masivo, sin darse cuenta es arrastrado a la asimilación de la doctrina que se le pretende implantar.

  • Organización comunitaria

En el momento en que esa multitud está así unida en un cuerpo no se puede ofender a uno de los miembros sin atacar al cuerpo…

Juan Jacobo Rousseau.

La organización y estructuración de las masas es imprescindible para poderlas controlar de modo esclavizado. En Cuba ha resultado eficaz para el estricto, unilateral y vertical dominio desde una posición centralizada. Estas medidas gubernamentales no se llevaron con tal precisión en la Unión Soviética ni en los países comunistas de Europa del Este. Sin embargo, con algunas diferencias si se logró dicho control en la Alemania nazi; donde se originaron realmente los llamados Comités de defensa de la revolución, de Cuba.

Kim Jong UnCONCLUSIONES

La esencia psicosocial del adoctrinamiento político es la creación cerebral de los circuitos neurales en el individuo donde se asientan las actitudes congruentes con el sistema de poder establecido. Las referidas actitudes se forman y transforman por medio de la educación, incluyendo diferentes procesos de influencia, entre ellos la persuasión, incitación, sensibilización, identificación, y principalmente la sugestión.

Sin embargo, si bien el adoctrinamiento posee un sentido de orden, armonía y desarrollo en países democráticos, en las tiranías totalitarias solo conduce a la esclavitud, dogmatismo, bloque de la posibilidad de pensar con libertad, y sumisión incondicional y ciega al régimen.


REFERENCIAS

José Ramón Ponce

José Ramón Ponce

Doctor en Psicoanálisis, Universidad de Psicoanálisis Humanístico, Brasil.

Master en Psicología de la Salud, por la Walden University, Minnesota.

Licenciado en Psicología, certificado Josef Silny & Associates, Inc. Licencia de Hipnoterapia, USA.

Investigador Agregado por la Academia de ciencias de Cuba.

Fue miembro de la Sociedad de Neurociencias de Cuba, Sociedad de Psicología de la salud de Cuba, Grupo Nacional de Termalismo. Fundador y creador de la Sociedad Cubana de Hipnosis, en la Academia de Ciencias de Cuba. Miembro de la Sociedad Venezolana de Hipertensión arterial. Participante de eventos científicos nacionales e internacionales. Le han realizado numerosos reportajes de prensa por su trabajo.

Libros publicados:

Dialéctica de las actitudes en la Personalidad
El Sistema Psíquico del Hombre
Estrés emocional y su afrontamiento
Como estudiar mejor y sin estrés
Conversando con adolescentes
Un Hombre ante sí mismo
Hipnosis y relajación emocional.
Folletos en apoyo a la docencia.​

Añadir comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

publi

¡Suscríbete a nuestro boletín!


  • servidores wordpress

Secciones


¡Suscríbete a nuestro boletín!

Nuestras redes

No seas tímido, ponte en contacto. Nos encanta conocer gente interesante y hacer nuevos amigos.

Centro de preferencias de privacidad