Las nueve musas
Marketing
Portada » Mercados y consumidores

Mercados y consumidores

Más de una persona, a estas alturas de evolución tecnológica, sigue preguntándose qué es el marketing. Lo cierto es que para los no iniciados lo más habitual tiende a ser confundir el término con la publicidad, con el diseño, la distribución o las ventas de una empresa.

No andan mal encaminados pero es una pobre definición ya que marketing actual es todo eso junto y más, mucho más, si entramos también en la nueva forma de vender y de estar en contacto con los consumidores, el conocido como Marketing Online.

Lo cierto es que marketing, si vamos a la definición más o menos comúnmente aceptada, es una disciplina dedicada a analizar el comportamiento de los mercados y de los consumidores. Un análisis de gestión de las empresas con el fin no solo de vender sus productos, sino logar captar nuevos clientes, retenerlos y fidelizarlos a través de una completa satisfacción a cualquier nivel que este necesite.

Si miramos al interior de la empresa, el marketing sirve para planear con antelación cómo aumentar y satisfacer la demanda de productos a cualquier nivel: creación, promoción, precios y  distribución tanto de mercancías como de servicios.

Si miramos al exterior, o sea, a los posibles consumidores, podemos crear, diseñar y distribuir según las exigencias del sector de población que demande nuestros productos o servicios.

Para ambas cosas lo primordial es conocer la propia empresa, nuestros defectos y virtudes, nuestro potencial. Saber también a quién vamos a vender nuestros productos, cómo los consumen, qué presupuestos barajan, dónde hay unas necesidades concretas que podemos cubrir, que envases, logotipos, promociones…hay que tener datos, tanto nuestros como de los consumidores. Tener datos, cuantos más mejor, nos va a ayudar a posicionarnos en el segmento de mercado adecuado.

El conjunto de acciones que realizamos para analizar todos esos datos, proponernos un objetivo concreto, trazar una estrategia y llevarla a cabo mediante acciones concretas son parte misma del marketing.

Lejos queda la publicidad agresiva en que unos pocos productos se vendían bien por poca competencia o por una estrategia de publicidad que vendía sin más, sin preocuparse de las necesidades del consumidor, sin contar con su opinión, sus deseos o bien sin saber siquiera las tendencias del mercado. Hoy por hoy, cualquier empresa que quiera tener cierto futuro necesita tener claro el manejo del marketing.

Desde reinventarse hasta simplemente cambiar un envasado puede ser la diferencia entre sobrevivir en el mercado o hundirse. Un ejemplo claro de marketing son las veces que ha cambiado Mercadona su panel de carnicería charcutería. Ha pasado de vender a granel a solo envasado para en la actualidad combinar ambas modalidades. Esto responde a una estrategia de mercado en el cual ha sabido aprovechar sus recursos y adaptarse a las fluctuaciones de la crisis financiera y económica de los últimos años. Parece algo muy simple que los clientes comentan como una novedad y, sin embargo, el tema es mucho más complejo puesto que detrás de esos bandejeros hay todo un estudio de mercado y una segmentación de población con el cual han sabido adaptar sus productos a las necesidades económicas de un momento concreto y en un amplio sector de sus consumidores. Se puede decir que Mercadona, con este cambio, se centró en las necesidades económicas de sus compradores en lugar de fijarse en las suyas propias. Ahí es dónde reside el verdadero marketing, la verdadera estrategia que puede pasar inadvertida para la mayoría de compradores habituales.

Para el marketing nada pasa desapercibido. Todo se analiza, todo se examina desde distintos prismas y se busca soluciones adaptadas a los consumidores finales teniendo en cuenta aquello que como empresa podemos ofrecer. Las redes sociales, internet y las nuevas tecnologías ofrecen también nuevas posibilidades de ventas y de comercio, ampliando horizontes para aquellos que sepan evolucionar y apresar las oportunidades del E-comerce.

Hay un nuevo paradigma en el mundo de las ventas en donde lo que menos importa es vender… al menos sin que el consumidor sepa que en realidad estamos vendiendo.

Nina Peña

Nina Peña

Nina Peña Pitarch nació en Castellón, en 1970.

En 2016 publicó su primera novela “¿Cómo que a qué huelen las nubes?” un libro divertido y feminista sobre mujeres de hoy, dándose a conocer en el mundo literario independiente.

En verano de ese mismo año recopila para una edición digital sus relatos y publica “8 cuentos perdidos”. Con “Rosa de los vientos”, su segunda novela, Nina Peña se adentra en la intimidad de las escritoras noveles y se afianza así dentro del panorama nacional junto a toda una nueva generación de escritores independientes que luchan por ser leídos.

En Amazon ha publicado además la novela “Las sufragistas” y los ensayos “Palabras que sanan” y “Manual de feminismo: machismo y feminismo en redes sociales”

En unos meses verá la luz su cuarta novela “La memoria de las palabras”.

Añadir comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

publi

¡Suscríbete a nuestro boletín!

Secciones


¡Suscríbete a nuestro boletín!

Nuestras redes

No seas tímido, ponte en contacto. Nos encanta conocer gente interesante y hacer nuevos amigos.