Las nueve musas
Sillas - Arne Jacobsen
Portada » Nordic craft and disegner. La vanguardia del diseño en Manchester

Nordic craft and disegner. La vanguardia del diseño en Manchester

“Un nuevo método de enseñanza no basado en los antiguos criterios de los que es bello y feo, sino de lo que es acertado o equivocado según un determinado principio formativo”

 Bruno Munari. Diseño y comunicación visual. 1985

“Observo que muchos diseñadores no tienen las ideas claras. Hemos caído en la exageración contraria a la del nacimiento del movimiento: muchos diseñadores se consideran artistas puros y por ello se creen autorizados a perder el mundo de vista con un tipo de objetos que para nada tienen en cuenta las necesidades prácticas”.

 Gillo Dorfles. El País, 8 de octubre de 1987

Con motivo de una conferencia que realizó Gillo Dorfles en 1987, en la antigua sede de la Fundació Caixa de Pensions de Barcelona, dentro del ciclo Barcelona/Hermeneútica/Diseño, el periodista Agustí Fancelli del diario El País recogió algunas reflexiones del fallecido catedrático de estética de la Universidad de Milán, con las que posiblemente muchos de nosotros estaríamos de acuerdo, como es el que la estética de un objeto de uso cotidiano, no ha de prevalecer respecto a la comodidad y a la practicidad del mismo.

vanguardia del diseño ManchesterUno de los ejemplos más claros y cercanos a nosotros son algunos modelos de bancos situados en muchas calles y parques de nuestro país que resultan incómodos para descansar, principalmente cuando lo usan la gente mayor. Dorfles siempre ha defendido que el diseño industrial ha de estar situado al mismo nivel que el resto de géneros artísticos, tal como lo explica en uno de sus libros más famosos: El diseño industrial y su estética, publicado en 1968 por la Editorial Labor. La creación de la Escuela de arquitectura, diseño, artesanía y arte de la Bahaus, fundada en 1919 por Walter Gropius, fue determinante para que se establecieran unas bases reguladoras, así como un reglamento del diseño gráfico e industrial, ya que anteriormente no existía a nivel profesional. Con el paso del tiempo las universidades o escuelas de diseño en sus diferentes disciplinas están llenas de estudiantes plenamente interesados en demostrar sus cualidades creativas.

Ahora, gracias a la magnífica exposición Arte y diseño nórdicos que se está celebrando actualmente en la Manchester Art Gallery, el público se encuentra con una gran amalgama de objetos de cerámica, iluminación, joyería, metalistería, moda, muebles y vidrio, provenientes de diseñadores y arquitectos de Dinamarca, Finlandia, Noruega y Suecia. La pieza más antigua corresponde a 1930. La muestra se ha podido realizar a través de la beca de investigación Jonathan Ruffer Curatorial de Art Fund. Asimismo, ha contado con la colaboración de la embajada de Noruega en Londres, de la compañía privada de inversión inmobiliaria Tamares Real Estate y de la Zabludowicz Collection de Londres.

vanguardia del diseño ManchesterLa Manchester Art Gallery es uno de los museos más importantes de la ciudad, junto con el de Ciencia e Industria, la Galeria del Arte y el Museo Nacional del Fútbol. En ella se conservan 25.000 piezas de arte, vestuario y arte decorativo, destacando la formidable colección de pintura prerrafaelita y la de arte británico y europeo desde el siglo XVI hasta la actualidad. Respecto al apartado del diseño hay 18.000 objetos, entre cerámica, vidrio, mueble e iluminación, así como mueble contemporáneo. Además, el museo cuenta con un anexo dedicado al mundo del vestido, en el que hay 21.000 elementos relacionados con la historia de la indumentaria, que cubren el período comprendido desde el 1600 hasta el siglo XXI.

Existen tres momentos claves en la evolución del diseño escandinavo. El primero fue la exposición celebrada en Estocolmo en 1930, que tuvo cinco millones de visitantes, organizada por el arquitecto sueco de formación romántica y neoclásica Gunnar Asplund, pero que posteriormente se fue alejando de ambas corrientes para interesarse por un racionalismo muy singular, de estilo orgánico. En esta exposición ya aparece el funcionalismo escandinavo. En segundo lugar la creación del Premio Lunning, galardón que durante el periodo 1951-1970 obtuvieron  varios diseñadores escandinavos, lo que sirvió para que se reconociera su labor a nivel internacional. Y el tercer punto fue cuando en 1954 el Museo Brooklyn de Nueva York mostró “Diseño en Escandinavia”, que ayudó a que se tuviera un mayor conocimiento en Estados Unidos de la existencia de una nueva realidad en la creación de muebles y artículos del hogar.

vanguardia del diseño ManchesterEn cuanto a la exposición Nordic Craft and Design, muchas de las piezas exhibidas son ya conocidas por el gran público, debido a que los diseñadores y fabricantes de los países nórdicos están considerados como los más vanguardistas, aunque también países como Italia y España, principalmente en la segunda mitad del siglo XX, contribuyeron al desarrollo del diseño en Europa. Los países del norte de Europa se han decantado por ofrecer un producto más asequible para el ciudadano, ya que prevalece el concepto de funcionalidad y minimalismo. Junto con las piezas procedentes del propio museo se exponen otras prestadas por museos y colecciones nacionales e internacionales.

Un gran número de las obras que se exhiben están consideradas como icónicas, como por ejemplo las concernientes a los diseñadores y arquitectos que tienen un gran reconocimiento internacional: los finlandeses Alvar Aalto y Eero Arnio, los daneses Arne Jacobsen, Verner Panton  y Nanna Ditzel, además de los creadores contemporáneos: el sueco Mathias Bengtsson, los daneses Merete Rasmussen, Peter Jensen, Henrik Vibskov y la finlandesa Anu Penttinen, entre otros. En conjunto participan unos 150 diseñadores y fabricantes, lo que permite que el público pueda contemplar un gran número de propuestas, tanto las consideradas como “históricas” y que forman parte de la Historia del Arte del siglo XX, como de las contemporáneas. Aunque en realidad, si uno desconoce la fecha de realización de la pieza y la identidad del autor, no existen prácticamente diferencias entre ambas. El paso del tiempo solamente ha aportado la aparición de nuevos materiales, pero la creatividad y la idea de futuro siempre ha estado presente en la imaginación del diseñador. La exposición se engloba a partir del “color, la línea, la forma y la naturaleza”, donde se puede observar la variación de estilos y técnicas, aunque los conceptos del surrealismo, el modernismo y el pop son los que más afloran, teniendo en cuenta también las propias peculiaridades locales, desde “las imágenes populares tradicionales hasta la flora y fauna nativas y la importancia del paisaje”.

vanguardia del diseño ManchesterDentro del apartado del mobiliario destaca la silla original del considerado como mejor arquitecto y diseñador modernista de Finlandia, Alvar Aalto, la conocida como Paimio, cuyo origen se remonta a 1930 cuando proyectó el sanatorio tuberculoso de la ciudad finlandesa de Paimio y pensando en los pacientes y en colaboración con los médicos ideó una silla que facilitara la respiración de los enfermos. Respecto al arquitecto y diseñador Verner Panton, que trabajó en sus inicios en el taller de Arne Jacobsen, también es muy reconocida su labor en este campo, ya que diseñó la silla que lleva su nombre y que está basada en diversas formas geométricas, sobresaliendo que no lleva respaldo ni patas y que está fabricada en una sola pieza de inyección de plástico. Debido al empleo de este tipo de material y con la aplicación de diferentes colores muy reflectantes y chillones, se creaban verdaderas obras del op-art y del pop-art, a pesar de que este movimiento artístico no apareció en Estados Unidos hasta la década de los 60. De hecho, fue la “primera silla en voladizo de una sola forma”, según el asesor y crítico de diseño Peter Fiell. En cuanto a Arne Jacobsen, valorado como el principal arquitecto de Dinamarca de la posguerra, se expone la silla Egg, diseñada para el hotel SAS de la terminal aérea, aunque también son famosas las sillas Swan, del mismo hotel y Ant, de 1951, de la que Laursen comenta que “fue el diseño económico de Jacobsen el que se convirtió en un éxito comercial”. Se vendieron más de un millón de ellas, por lo que se puede asegurar que fue la primera silla verdadera de mobiliario industrial, además de representar un ícono del diseño escandinavo de la época. Asimismo, el modelo 3107 de 1955, conocido también por Silla nº 7, tuvo una gran aceptación, ya que se llegaron a vender más de cinco millones de copias. De Eero Arnio destaca la silla Pastili de 1968, que un año más tarde obtuvo el Premio de Diseño Industrial Americano. Está realizada en fibra de vidrio y puede emplearse en el agua, además de que mientras se descansa puede uno balancearse de un lado a otro. Otras sillas importantes son la Bola de 1962 y la Burbuja de 1968. La primera representa una esfera transparente que lleva incorporado el asiento en su interior, y la segunda es una esfera blanca con un interior de color rojo y se la valora como una silla futurista y modelo de la década de los sesenta.

vanguardia del diseño ManchesterEn cuanto a los objetos de vidrio, el mismo Alvar Aalto desarrolló la pieza Savoy Vase para la exposición de París de 1937 y que formaba parte de la decoración del restaurante Savoy. Es de “líneas orgánicas y de planta curva”. Se usa para guardar las flores y el agua, sobre todo porque imita la forma ondulada del agua. Curiosamente debía denominarse Pantalones de piel de mujer esquimal, inspirada en los lagos finlandeses como parte de la cultura y la tradición de su país. Del escultor y diseñador finlandés Tapio Wirkakala se exhibe el jarrón Chanterelle, de 1947. El nombre proviene de los hongos debido a sus formas, de las que sobresalen unas delgadas líneas verticales que cubren prácticamente toda la superficie.  Sus diseños se basaban en la naturaleza y luego los incorporaba al vidrio de manera abstracta. Timo Sarpaneva con la serie Arkipeligo y en vez de usar la técnica de vidrio soplado, lo hace a través del vidrio fundido en molde, tallado y pulido, lo que permite a nivel visual la existencia de diversas impresiones ópticas. Precisamente el año pasado se expusieron 150 obras suyas en la Real Fábrica de Cristales de La Granja de Segovia, correspondientes a la Colección Kakkonen.

Respecto al terreno de la iluminación, no podían faltar las luces de la “alcachofa” del crítico, arquitecto y diseñador danés Poul Henningsen, conocido en su país por las siglas PH. Dió mucha importancia a la luz como forma de confort, por lo que podríamos denominarlo “arquitecto de la luz”. Según él, “las personas no debían recibir el resplandor de la fuente de luz, y que la iluminación de una estancia debía estar pensada de forma que contribuyera a crear una”. Su lámpara más conocida es la PH de 1924 que consiguió el primer premio de iluminación moderna de la Exposición de Artes Decorativos de París de 1925. A partir de aquel momento la empresa Louis Poulsen & Co de Copenhague la fabricó, y hoy en día aún sigue produciéndose por la demanda existente. De todos modos, diseñó unas 100 variaciones del modelo PH, dependiendo del espacio y la función que debían desempeñar.

Manchester
El autor del artículo, Ramon Casalé Soler, en el museo – Manchester

Los diseñadores contemporáneos también están presentes en la exposición, caso del danés Mathias Bengtsson y su Slice chair de 1999, que podría traducirse como silla seccionada o rebanada por sus formas tan peculiares parecidas a un tronco abierto de un árbol. Otra pieza importante es Spun chair, donde un número ilimitado de hilos de carbono y fibra tejen una especie de helicoide que permite sentarse cómodamente. El mundo del vestido está representado por el danés Peter Jensen, que en el presente año ha exhibido sus trabajos en una retrospectiva en el Albert & Victoria Museum de Londres. Su obra se centra en la ropa de mujer, fusionando el estilo y el gusto nórdico con la cultura británica, ya que él vive en Londres, con sus prendas daywear, o lo que es lo mismo, de uso cotidiano. Los vasos y jarrones de la finlandesa Anu Penttinen destacan por su simplicidad aparente, además que suelen emplearse como accesorios de cocina, dentro de la marca Marimekko. Y   finalmente, están presentes las cerámicas de colores de Merete Rasmussen con sus formas entrelazadas que dan la sensación de movimiento continuo.  

Es evidente que el diseño escandinavo en términos generales se mueve dentro del funcionalismo, ya que sus orígenes se encuentran en la Bauhaus. Walter Gropius señaló que “una cosa se define por su esencia. Para diseñarlo de modo que funcione bien (un receptáculo, una silla, una casa), primero se debe explorar su esencia; debe cumplir su propósito a la perfección, es decir, cumplir su función prácticamente y ser duradero, económico y hermoso”. Creo que con esta definición estaríamos todos de acuerdo.

Ramon Casalé Soler

Ramon Casalé Soler

Ramón Casalé Soler (Barcelona. 1955)

Museólogo, historiador y crítico de arte

Miembro de la Asociación Internacional de Críticos de Arte (AICA)

Miembro del Consejo Internacional de Museos (ICOM)

Licenciado en Geografía e Historia, especialidad en Historia del Arte (Univ. Barcelona)

Máster en Museología y Patrimonio Cultural (Univ. Barcelona)

Curso de Anticuario (Barcelona)

He formado parte de la Junta Directiva, con el cargo de Tesorero, de la Asociación Catalana de Críticos de Arte (ACCA), durante el período 2001-2016

Colaborador del programa de radio “Formas y Ängulos en las cadenas Onda Cero y COPE de Barcelona durante 7 años

Excoordinador de Artes Plásticas del Museo de la Marina de Vilassar de Mar (Barcelona)

Exdirector artístico de la Galería de Arte Sant Pol Art, de Sant Pol de Mar (Barcelona)

Fui corresponsal en España de la revista italiana ARTE IN de Venecia durante 20 años

Formaba parte del Comité de Redacción de la revista digital Mur Crític (ACCA)

Actualmente soy crítico de arte de la revista BONART de Girona, de la revista digital Arqnou de Masnou (Barcelona), del periódico L’Independent de Gràcia de Barcelona y del Full Informatiu de la Societat Catalana d’Arqueologia

Asimismo, he sido crítico de las revistas Batik, Arte Omega, Marte de Barcelona, Papers d’Art de Girona, Zerovuittresquaranta y Vilassar Actiu de Vilassar de Mar (Barcelona), entre otras publicaciones, desde los años 1987 hasta la actualidad

Añadir comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

publi

¡Suscríbete a nuestro boletín!


Secciones


¡Suscríbete a nuestro boletín!

Nuestras redes

No seas tímido, ponte en contacto. Nos encanta conocer gente interesante y hacer nuevos amigos.