Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies

Ariel Till
Domingo, 4 de septiembre de 2016

Consciente e inconsciente

Guardar en Mis Noticias.

Consciente e inconsciente

 

Cuando apreciamos una obra de arte (por ejemplo, una fotografía) podemos observar dos componentes. Por un lado un mensaje más superficial (no por banal, sino por ser más fácil de ver) que lo podemos describir con palabras. Es lo que el autor deliberadamente nos quiere transmitir, y puede no ser del todo sincero (cuántas fotos hemos visto que sólo fueron hechas para que le guste al jurado).

 

Pero también hay un mensaje a un nivel más profundo, que al autor involuntariamente se le escurre en la obra y, necesariamente tiene que ser honesto. Tiene que ver con las emociones y no se puede poner en palabras. Como dijo Isadora Duncan: "Si yo pudiera explicarle a usted de qué se trata, no tendría sentido que lo bailase"... O que hiciese fotografía...

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
Las nueve musas
Las nueve musas • Política de Privacidad
© 2017 • Todos los derechos reservados - ISSN 2387-0923
Powered by FolioePress