Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
►w_adblock_title◄

►w_adblock_intro◄

►w_adblock_explain◄

►w_adblock_closed_btn◄

Anna Rossell
Domingo, 16 de julio de 2017
VIAJAR LEYENDO

Americanah

Guardar en Mis Noticias.
Noticia clasificada en: Crítica literaria

Americanah, la novela de Chimamanda Ngozi Adichie (Enugu, Nigeria, 1977), escrita en 2013, que ha sido galardonada con el National Book Critics Circle Award 2014 y seleccionada por los ciudadanos de Nueva York como el libro ganador de la campaña «One Book, One New York» 2017.

AmericanahA menudo un buen libro equivale a un mejor viaje. Mejor porque nos permite ser convidados de piedra en ambientes y situaciones auténticas. Sin condicionarlos ni alterarlos con nuestra presencia, vivimos lo que nunca podríamos vivir en un viaje real.

 

El eterno viajero y genial escritor británico Bruce Chatwin anotó en uno de sus cuadernos Moleskine una reveladora frase de Montaigne: «Cuando me preguntan por qué viajo, suelo responder que sé muy bien de qué huyo, pero no lo que busco». Este es el espíritu necesario para emprender un verdadero viaje, el que nos sorprende, nos asombra, nos descoloca, nos cambia y nos deja en pleno camino, porque el viaje no ha terminado.

 

Esta es la impresión que tenemos cuando acabamos la lectura de Americanah, la novela de Chimamanda Ngozi Adichie (Enugu, Nigeria, 1977), escrita en 2013, que ha sido galardonada con el National Book Critics Circle Award 2014 y seleccionada por los ciudadanos de Nueva York como el libro ganador de la campaña «One Book, One New York» 2017.

 

Y es que la novela es rompedora en muchos sentidos. El libro nos brinda la historia de una joven mujer nigeriana, desde sus años de instituto en el Lagos de los años noventa hasta su madurez. Ifemelu, la protagonista, es una mujer inteligente, decidida, segura de sí misma, independiente y sin prejuicios, que comienza sus estudios universitarios en Lagos y los termina en los EEUU. Allí, y solo allí, empezará a ser consciente de su negritud. Con ella recorreremos diversos lugares del país norteamericano a donde la llevan los avatares de su vida para regresar finalmente a Lagos, donde reanudará su relación con Obinze, su gran amor de juventud.

 

De carácter abierto y desenfadado, Ifemelu dirige su vida más que la vida a ella; sabe lo que quiere y lo consigue, toma la iniciativa en el amor y se hace valer dondequiera que va. Su relación con Obinze no es convencional. Tampoco Obinze lo es. No cabe duda de que la feminista Adichie proyecta en la pareja un nexo armónico ideal en la relación entre hombre y mujer, no por ideal imposible.

 

Más allá de la atractiva personalidad de su protagonista, el libro nos proporciona una interesantísima mirada desde dentro a los ambientes de la clase media nigeriana, que difieren de los correspondientes entornos europeos y nos dan una idea indirecta del país africano. La ironía no está ausente de la narrativa de Adichie, que se despacha a gusto con la hipocresía de cierta sociedad norteamericana, supuestamente culta, liberal y libre de prejuicios, pero superficial; también satiriza el racismo soterrado y manifiesto de blancos hacia negros y de negros afroamericanos hacia negros africanos. Tampoco perdona el fariseísmo de aquellos compatriotas —a los que llama amerafricanos— que intentan adaptarse al ambiente y a la dicción norteamericana del inglés para pasar desapercibidos.

 

En la portada de la segunda edición leemos: «Una novela sobre el amor, la raza… y el pelo afro». Y sí, el libro es eso y mucho más que eso; la suya es una novela contra los estereotipos, que rompe estereotipos. La ficción es a menudo más real que la realidad misma. Adichie tiene la cualidad de acercarnos a una realidad desconocida a través de la ficción. Conoceremos una parte importante de Nigeria a través de un amplio espectro de personajes bien dibujados y conoceremos, y sentiremos, desde la piel negra, la discriminación y sus efectos.

 

Adichie es considerada una de las jóvenes escritoras nigerianas más interesantes. En España se han publicado de su autoría en español La flor púrpura (2005), Medio sol amarillo (2007), Algo alrededor de tu cuello (2010), Todos deberíamos ser feministas (2015) y Querida Ijeawele. Cómo educar en el feminismo (2017).

 

Chimamanda Ngozi Adichie

Americanah

Traducción de Carlos Milla Soler

Random House, 2014, 2ª edición, 605 págs.


 

 

Acceda desde aquí para comentar como usuario registrado. Ser usuario registrado tiene muchas ventajas. Una de ellas es la posibilidad de guardar sus noticias y comentarios. Acceda desde aquí para comentar como usuario registrado. Ser usuario registrado tiene muchas ventajas. Una de ellas es la posibilidad de guardar sus noticias y comentarios.
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
Las nueve musas
Las nueve musas • Política de Privacidad
© 2017 • Todos los derechos reservados - ISSN 2387-0923
Powered by FolioePress